logo-sin-fondo

ACEITE DE COCO

HIDRATACIÓN EXTREMA PIEL Y CABELLO

Propiedades

El aceite de coco está compuesto por triglicéridos de cadena media, ácidos grasos que se metabolizan directamente en el hígado y producen una gran cantidad de energía. Gracias a la energía que otorgan, entre otras cualidades, el apetito disminuye. También en menor medida, se compone de minerales, vitaminas B y E y ácidos grasos poliinsaturados y monosaturados.

Dentro de los ácidos grasos saturados, el ácido laúrico comprende hasta el 60% de la composición total del aceite. Este ácido tiene propiedades antiinflamatorias y antibacterianas, por lo que evita la proliferación de bacterias a nivel cutáneo y ayuda a mantener la flora bacteriana a nivel intestinal. El ácido laúrico también hace que se conserve el glucógeno hepático y muscular, por lo que la ingesta de aceite de coco ayuda a prolongar el rendimiento físico en entrenamientos de larga duración. Otro beneficio a nivel energético, es que otro de sus componentes, el ácido caprílico, hace que se estimule y aproveche la energía cerebral, promoviendo así un mejor rendimiento de las funciones cognitivas.  Los triglicéridos de cadena media, se encargan de regular el colesterol, disminuyendo el perjudicial y aumentando la producción de colesterol saludable. Además, los triglicéridos de cadena media, una vez metabolizados, producen cuerpos cetónicos que favorecen el funcionamiento de la memoria, habilidades del lenguaje y la orientación.

Por otro lado, la vitamina E promueve el cuidado de la piel y la vitamina B ayuda a fortalecer las estructuras celulares del cabello, piel y uñas. Además, el aceite de coco tiene propiedades antioxidantes y reparadoras para la piel. Ahora que sabes sus propiedades te contamos sus beneficios para la salud.

Comparte esta entrada

Facebook
Twitter
Pinterest